PUERTOSYUCATAN.com

Firma Institucional

PUERTOSYUCATAN.com

 

MEDIDAS DE SEGURIDAD MARÍTIMA

Dan a conocer el Código para la Protección de Buques e Instalaciones
Portuarias que prestan o realizan servicios internacionales/ La medida será aplicada a partir del 1 de julio

PROGRESO, Yucatán, 23 de marzo.- Con la finalidad de garantizar la seguridad de los intereses de Estados Unidos en Progreso, fue dado a conocer el Código para la Protección de Buques e Instalaciones Portuarias que prestan o realizan servicios internacionales.

El objetivo es prevenir actos terroristas en contra de los intereses del vecino país del Norte y garantizar la seguridad de nuestras instalaciones portuarias, informó Javier Fuentes García, auditor de seguridad de la Coordinación General de Marina Mercante.
Este código será aplicado para todas aquellas embarcaciones que realizan viajes internacionales, incluidas lanchas de gran velocidad, buques de carga, cruceros y todos los barcos superiores a las 500 toneladas de arqueo bruto.

Este código es similar al aplicado en Estados Unidos por la Guardia Costera y de acuerdo a las medidas de seguridad que exige la Organización Marítima Internacional, las cuales deberán entrar en vigor a partir del 1 julio.

El CPBIP es aplicable en todas aquellas instalaciones portuarias que presten servicio a embarcaciones que cubran el perfil mencionado, así como para todas las unidades móviles de perforación en mar adentro.
De acuerdo al Diario Oficial de la Federación del 11 de febrero, las medidas de seguridad deben observarse en todas las instalaciones que presten servicio a embarcaciones internacionales.

El Código para la Protección de Buques e Instalaciones Portuarias, fue dado a conocer a las autoridades militares, civiles y de Marina Mercante del puerto, así como a la comunidad empresarial vinculada con la operación y uso de instalaciones portuarias.

Ante el capitán de Puerto, Luis Isauro Contreras García, el empresario Pedro Luna Estrada, el titular de la API Herman Deutsch Espino y un representante de la Armada de México, Fuentes García explicó que los objetivos que persigue el código son establecer un marco de cooperación internacional para identificar las amenazas a las instalaciones portuarias y adoptar medidas de seguridad.

Entre los demás fines es realizar intercambio de información para la protección de las instalaciones y de las personas que intervienen en el quehacer diario del puerto.

Otro de los objetivos es definir las funciones y responsabilidades de cada uno de los que van a formar parte de este código, así como ofrecer una metodología para la evaluación de las medidas de seguridad.

Estas medidas son para garantizar a Estados Unidos que nuestro país está cumpliendo con todos los parámetros de seguridad para preservar sus intereses.

Es muy importante que todos sepamos que el no cumplimiento de este código significa la terminación del negocio que tenemos, ya sea de transporte de carga, importación, exportación y turismo.

Es definitivo, el gobierno de los Estados Unidos está tomando en serio esto, ya que de no seguir los lineamientos establecidos, simple y sencillamente ya nuestros buques mercantes y embarcaciones turísticas nunca más volverían a atracar en ninguna instalación portuaria que no tenga el cumplimiento total del Código para la Protección de Buques e Instalaciones Portuarias(CPBIP).

La implementación del CPBIP es similar a un sistema de control de calidad, pero la única diferencia reside en que si al realizarse una auditoría a las instalaciones portuarias se encuentran deficiencias significa el no cumplimiento y que todo se tiene que resolver de manera inmediata, ya que no sabemos cuándo va a ocurrir un ataque terroristas en contra de las instalaciones portuarias o intereses norteamericanos.

El código nos va a imponer la realización de una serie de auditorías en materia de seguridad, inspección de instalaciones, embarcaciones y unidades de transporte que ingresen a la instalación.

Fuentes García anunció que entre las medidas que se deberán tomar es efectuar evaluaciones de riesgo y vulnerabilidad de las instalaciones portuarias y las posibles consecuencias de un ataque a cualquier instalación.

En el marco del código se elaborará un plan de protección, el cual correrá a cargo del oficial de protección de cada puerto apoyado por el personal que labore en el puerto.

Para el cumplimiento de este código será necesario que las empresas y administradoras contraten personal para la protección de los buques, compañías para la protección de las instalaciones portuarias, así como contar con el apoyo de las corporaciones de seguridad pública.

Otro de los aspectos que contempla el CPBIP es el control estricto de los accesos a las instalaciones portuarias y programar las tareas de quienes se encuentren en las instalaciones, así como restringir el paso de carga que no esté contemplada para su exportación, sobre todo en productos alimenticios.

También realizar prácticas y ejercicios de protección.

Al tener contempladas todas estas medidas, el puerto podrá emitir un certificado a las embarcaciones a las que se le preste servicios y éstas a su vez podrán presentar ese certificado a las autoridades portuarias de Estados Unidos u otro país que así lo requieran.

El puerto al cumplir con todos los requisitos y parámetros del CPBIP se le emitiría una declaración de cumplimiento que será expedido por la Coordinación General de Marina Mercante.

En el caso de Progreso, esa declaratoria sería emitida antes de julio, previo a una auditoría.

Todos los puertos que cumplan con lo establecido por el CPBIP tendrán que exigirle a aquellas embarcaciones que arriben de cualquier parte del mundo el llenado de varios formatos.
En caso de que un barco no cumpla con algunos parámetros de seguridad, se le negará el permiso de arribo, hasta no cumplir con las medidas de seguridad mínimas.

En caso de reincidencia, la embarcación ya no podrá jamás atracar en el puerto.

Añadió que el CPBIP impone realizar revisiones a todos los buques que ingresen al puerto Cada empresa o dependencia que opere en las instalaciones portuarias deberá contar con oficiales de protección de sus instalaciones aun por muy pequeñas que sean o aun carezcan de un frente de agua.

Cada oficial deberá tener un plan definido en caso de emergencia. Los cuerpos de seguridad y de evaluación de las instalaciones estarán en contacto permanente con las fuerzas armadas, en el caso de Progreso, con la Armada de México, así como comunicación permanente con los organismos de inteligencia nacional para evitar cualquier eventualidad o reaccionar en forma inmediata en caso de contingencia.

La Organización Marítima Internacional también deja a criterio de los gobernantes de todo el mundo tomar las medidas que consideren necesarias para aquellos puertos que no entren en el perfil de prestación de servicio para viajes internacionales.

Esto significa que en aquellos puertos en donde no lleguen buques de tonelaje mínimo requerido, el gobierno esta en la facultad de determinar si esos puertos menores tienen que cumplir con lo estipulado en el código o en qué nivel lo cumplirán.

Evaluación


Para determinar las medidas de seguridad en las terminales marítimas, se identifican las medidas para contrarrestar las amenazas e identificar los puntos vulnerables de las estructuras físicas, los sistemas de protección y seguridad y otras esferas que puedan dar paso a sucesos que afecten la protección marítima.

Con las medidas se pretende mantener un porcentaje de riesgo estable pero nunca se podrá eliminar.

De acuerdo a las autoridades estadounidenses los niveles de riesgo son tres.

El primer es el que se basa como aceptable en donde se registren hechos en los cuales haya de una a 100 pérdidas de vidas humanas; el otro nivel hasta 500 personas y el nivel tres más de mil personas.

Inconformidad


Posterior a la reunión informativa, representantes de las empresas Multisur y Armamex señalaron que en cuanto a la implementación de las medidas de seguridad y evaluación no fueron convocados a aportar ya sea un punto de vista o idea.

Un representante de la Armada de México añadió que la dependencia debe contar con toda la nformación necesaria sobre las instalaciones portuarias para intervenir ante cualquier contingencia.

 

 

Viaducto al muelle fiscal, Km 2. Edificio s/n. C.P. 97320. Progreso, Yucatán, México. - Tel: +52 (969) 934-3250 - Comentarios sobre este Sitio de Internet Comentarios y Sugerencias sobre éste sitio de Internet

ADMINISTRACION PORTUARIA INTEGRAL DE PROGRESO - ALGUNOS DERECHOS RESERVADOS © 2010 - POLÍTICAS DE PRIVACIDAD